Osasuna se va con las peñas

El CA Osasuna disputará frente al Granada CF su último partido en Primera División en El Sadar tras su descenso de categoría. En la grada, la afición se despedirá con el tradicional Día de las Peñas.

Aficionados del conjunto navarro animan a sus futbolistas durante un encuentro disputado en El Sadar. CA Osasuna
Aficionados del conjunto navarro animan a sus futbolistas durante un encuentro disputado en El Sadar. CA Osasuna

Osasuna se despide de Primera División en El Sadar el próximo sábado 13 de mayo frente al Granada. Ambos equipos están ya matemáticamente descendidos, por lo que sus técnicos tendrán la cabeza puesta en probar nuevas ideas para la temporada que viene. En la grada, el encuentro estará protagonizado por el Día de las Peñas que organizará la Federación de Peñas Osasunistas.

La jornada comenzará con un almuerzo a las 10.30 horas en el Frontón de Cordovilla. Acto seguido, todos los asistentes, podrán disfrutar de una comida y de la visita de las mascotas Rojillo y Rojilla en una sobremesa que estará amenizada por un disyóquey. El precio para los peñistas es de 20 euros, 22 euros para los no peñistas y en el caso de los niños, 10 euros.

Promoción

Además, el club ha lanzado una oferta por la que los socios podrán retirar las entradas para el encuentro ante el Granada al precio de 5 euros. La venta se realizará en las oficinas de la entidad en horario de 9:30 a 13:30 horas y de 16:30 a 19:30 horas. El sábado continuarán vendiéndose en la taquilla del estadio de 10:00 a 13:30 horas y a partir de las 16:30 horas.



Enlaces relacionados

 

Compartir
Artículo anteriorPrevia con ‘Esto está amañao’
Artículo siguienteLa FPRZ estará en el Tartiere
Avatar
De joven jugaba al fútbol sin cansarme demasiado porque por las noches me sacaba el graduado. En la ciudad de Marbella crecía y vivía sin hacer mucho caso de la climatología. Sin comerlo ni beberlo llegue a Valladolid donde en periodista allí yo me convertí. Punto y aparte, me busqué las habichuelas en una lluviosa Londres y volví a Madrid para llegar a ser consultor, creativo y diseñador. Sobrevivo como soldado de fortuna en esta web.