Las peñas arroparán al Almería

La UD Almería juega una verdadera final el sábado ante el CF Reus. El club catalán visita la ciudad andaluza con los deberes hechos para enfrentarse a un equipo que lucha por mantenerse en Segunda.

El Estadio de los Juegos del Mediterráneo puede estar a rebosar el próximo sábado en el duelo ante el Reus. UD Almería
El Estadio de los Juegos del Mediterráneo puede estar a rebosar el próximo sábado en el duelo ante el Reus. UD Almería

Como ocurriera la temporada pasada, el Almería se jugará en la última jornada de LaLiga 123 su permanencia en Segunda División. Un partido que los rojiblancos jugarán en casa ante un Reus que no se juega nada. El club catalán es uno de los equipos que menos goles marca y al mismo tiempo uno de los que menos tantos ha encajado, por lo que será un adversario difícil de batir.

Los tres puntos garantizan la permanencia en la categoría de los andaluces. Es decir, los de Ramis dependen de sí mismos para salvarse, algo de lo que son conscientes en el Estadio de los Juegos del Mediterráneo. Por ello, la Federación de Peñas del club almeriense ha lanzado diversos mensajes de motivación en las redes sociales en los que se puede leer frases como “la salvación la conseguimos juntos en casa” o “yo no me rindo”.

El Mediterráneo a rebosar

Por su parte, los abonados podrán adquirir dos entradas al precio de cinco euros –las dos incluidas- para familiares o amigos. Una medida con la que el club espera que las gradas del Mediterráneo estén a rebosar para que el equipo cuente con el apoyo de la afición. Además, de manera excepcional, los abonados podrán ceder su carné en caso de no poder acudir al partido, independientemente de cuál sea la categoría del abono.

Las entradas estarán a la venta desde este martes hasta el viernes en la sede del club, de 10 a 13.30 y de 17 a 19.30 horas. El sábado también se podrán adquirir, por la mañana, de 10 a 13 h en las oficinas del Almería, y por la tarde desde las 18.30 h en las taquillas del estadio.



Enlaces relacionados

Compartir
Artículo anteriorFiesta de las peñas en Tenerife
Artículo siguienteSegunda pasa por Barcelona
Avatar
De joven jugaba al fútbol sin cansarme demasiado porque por las noches me sacaba el graduado. En la ciudad de Marbella crecía y vivía sin hacer mucho caso de la climatología. Sin comerlo ni beberlo llegue a Valladolid donde en periodista allí yo me convertí. Punto y aparte, me busqué las habichuelas en una lluviosa Londres y volví a Madrid para llegar a ser consultor, creativo y diseñador. Sobrevivo como soldado de fortuna en esta web.